17

nuevos articulos

viernes, 21 diciembre 2018
Publicado por

Fernanda Urrejola: Más libre que nunca

Abriéndose camino en la cuna de las grandes ligas cinematográficas y televisivas, la actriz chilena comenta cómo ha sido este tiempo fuera de Chile, cómo se ha ido introduciendo cada vez más fuerte en una de las industrias más competitivas del mundo y confiesa que todos esos cambios van de la mano con su vida personal, en la que ella es quien toma sus decisiones libre de ataduras.

Por: Bernardita Cruz / Fotos: Javiera Eyzaguirre / Maquillaje y pelo: Cristián Quitral / Producción: Natalia Schwarzenberg

Dice que arriesgarse le costó, que tomar sus maletas luego de que terminara su contrato con Canal 13 no fue fácil, pero que era una idea que venía rondando en su cabeza hasta que pensó que ya era tiempo de concretar. Sabía que todo lo ganado en Chile, estando en Los Angeles, Estados Unidos, no serviría de mucho. Tenía claro que debería comenzar desde cero, pero necesitaba un cambio, salir de su zona de confort, y así lo hizo. Un camino que incluyó desde conseguir un sponsor de su visa artística hasta acudir a varios castings, entre ellos, uno que la tiene hoy dentro de “Narcos: México”, otra de las series súper exitosas de Netflix, que incluso está siendo aplaudida en lugares tan remotos como Singapur o India.

Ahí, Fernanda Urrejola interpreta a María Elvira, la mujer de Félix Gallardo, el capo de la droga en México al que no solo se le atribuye ser “el zar de la coca”, sino también, de haber formado un verdadero imperio del narcotráfico en el que los carteles trabajaban en conjunto para así sacar la cocaína al resto del mundo.

“Esta ha sido una experiencia increíble, imagínate, sobre todo porque tuve que partir todo de nuevo y antes de que terminara el año me salió esta pega soñada. Y también como un incentivo súper fuerte para quedarme”, comenta.

–¿Cómo fue el proceso de grabación?

–Una vez que me dan el personaje, tuve súper poco tiempo para prepararlo. Los capítulos te llegan de a poco, porque ellos son muy reservados, para que no se vaya a filtrar nada. Entonces, como es todo muy hermético, yo me puse a hacer mis investigaciones por Internet, pero de María Elvira había muy poco. Pero sí pude investigar sobre cómo fue el proceso en general de estos años en el narcotráfico mexicano y también cómo es la zona de Culiacán, de donde es Félix Gallardo; sus tradiciones, sus formas de ser, incluso sus bailes, porque a través de la música uno entiende mucho la onda cultural y también la sensación interna de los personajes. En este caso, son de esas bandas ruidosas, apegadas a la tierra. Una vez que ya llegué a México, comencé a trabajar el acento con un coach especializado. Las grabaciones eran en intervalos de dos capítulos cada cinco semanas, así que yo viajaba desde Los Angeles para allá.

–De todo lo que estudiaste del caso, ¿qué fue lo que más te llamó la atención?

–El cómo ellos lograron ponerse de acuerdo en todo, que es previo a la guerra que después se desató, y que este personaje en particular era súper especial, no parecía narcotraficante; por ejemplo, no se escondía, pero sí tenía muy clara la red de poder que necesitaba para poder crear su imperio.

–En la serie estás casada con Félix Gallardo, interpretado por el actor Diego Luna. ¿Cómo fue trabajar con él?

–Fue muy gracioso, porque yo no sabía que me iba a tocar actuar con él. Como es todo muy reservado, a mí no me habían dicho nada y tampoco había salido en la prensa. Entonces cuando llegué a México me pasó a buscar una productora y ahí le pregunto: “¿Qué actor es mi marido”? (se ríe) y me dice Diego Luna... Tuve que ocultar un poco mi reacción de sorpresa.

“Y bueno, es un súper buen compañero, muy simpático y tuvimos buena química inmediatamente. Fue súper fácil. Piensa que tuvimos muy poco tiempo para compenetrarnos en los personajes, acoplarlos a la historia”.

–¿Pero son amigos?

–No es que seamos amigos, no hablamos tanto... pero tengo su teléfono (se ríe).

–¿Esperaste el éxito de “Narcos: México”?

–Yo sabía que “Narcos” (centrada en el narcotráfico colombiano) era una serie súper exitosa, de las más vistas de Netflix en el mundo. Y se suponía que a esta entrega le iría bien, pero ha sido mucho más de lo esperado. De hecho, Diego contaba que para él fue muy impresionante ver que había fans de “Narcos: México” en varios países, algunos muy lejanos, en Asia, por ejemplo.

–Sabes que esto te abre las puertas internacionalmente…

–Absolutamente. Es una muy buena plataforma. Además, he tenido muy buenos comentarios sobre mi trabajo desde la producción de la serie, de Netflix mismo, de los directores… quedaron todos muy contentos. De hecho, los editores me decían que, si bien mi personaje no estaba en la primera línea de acción, les era muy difícil cortar mis escenas. Fue súper bueno y ya me dejaron contar que me confirmaron para la segunda temporada y que empiezo a grabar muy pronto.

–¿Tienes planes de volver a Chile?

–Quiero aprovechar este momento. Me voy a quedar en Los Angeles. La verdad es que mi base ya está ahí, tengo mi casa, estoy súper instalada, está todo perfecto. Y sí, tengo las puertas demasiado abiertas para volver a Chile para hacer algunos proyectos, porque este seguirá por siempre siendo mi casa y mi cuna, entonces si hay cualquier proyecto que me llame la atención y que me haga volver, feliz lo hago.

–¿Cómo es tu vida en Los Angeles?

–Muy parecida a la que tenía en Santiago, pero con menos trabajo. O sea, antes estaba demasiado ocupada todo el tiempo; ahora por primera vez tengo tiempo para mí y eso me encanta. Voy a castings, tomo clases y estoy coescribiendo con una directora chilena. De hecho, vamos a hacer un corto que coescribimos con producción y actores de Los Angeles. Y también estamos trabajando un largo, pero que se filma en Chile.

–Además de “Narcos: México” y los guiones, ¿estás en otros proyectos?

–Sí. Acabo de volver de Montreal porque fui a hacer un piloto para una serie de Sony de la cual no puedo adelantar mucho. También fui a otro casting y ahora me llamaron de la misma producción porque me quieren para probar otro personaje. Me están saliendo cosas y estoy muy contenta.

“NO ES NO”

–Estás trabajando en Los Angeles, donde estalló la ola de denuncias de acoso y abuso sexual que durante años fueron normalizados en la industria del cine y de la televisión, lo que sin duda marcó la pauta noticiosa este año en gran parte del mundo.

–(...)

¡Lee la entrevista completa en nuestra edición impresa!

Síguenos en redes sociales a través de TwitterFacebook e Instagram // @revistacosas

Leer articulo completo