17

nuevos articulos

jueves, 27 julio 2017
Publicado por

El príncipe revolucionario de Arabia Saudita

Desafiando décadas de tradición, una severa clase política y religiosa, y hasta a su propia familia, el rey salman de Arabia Saudita acaba de nombrar a su hijo de 31 años como heredero a la corona. Su ascenso al trono podría marcar una nueva era y una profunda modernización para el reino. Es el rugido de la juventud.

Por: Manuel Santelices / Fotos: Getty images

En Arabia Saudita –un país regido por una monarquía de mano de hierro, una casta religiosa, intolerante y anacrónica, y una policía severa y puritana–, el nombramiento del príncipe Mohammed bin Salman como heredero al trono puede ser considerado una verdadera revolución. El príncipe no solo es joven, 31 años, y relativamente inexperto en materias de política doméstica e internacional, sino que su sorprendente ascenso pone fin a décadas de tradición y a la extraordinaria influencia de un grupo de maduros príncipes que sentía asegurado en sus manos el futuro del riquísimo reino.

El príncipe fue nombrado sucesor por su padre, el rey Salman, de 81 años, que pasó así a llevar a su propio sobrino, el príncipe Mohammed bin Nayef, de 57, ex ministro del Interior saudita y hasta ahora heredero oficial de la corona. Esta es una lucha de poderes que, como todos los conflictos que rodean a la familia real, se ha desarrollado a puertas cerradas. Para la monarquía, nada es más importante que la estabilidad familiar, especialmente en este último tiempo, cuando asuntos como la baja en el precio del petróleo, la amenaza de un conflicto con Irán y una sangrienta guerra en Yemen han hecho tambalear a este importante aliado de Estados Unidos.

El joven príncipe, conocido entre los súbditos por sus iniciales M.B.S, está decidido a modernizar un país que durante largo tiempo ha permanecido anclado a fuertes cadenas sociales y religiosas, bajo los designios de una clase política que The New York Times una vez describió como “gerontocracia osificada”.

Revisa la entrevista completa en la edición impresa. Te invitamos a seguirnos en redes sociales a través de TwitterFacebook e Instagram // @revistacosas

Leer articulo completo