17

nuevos articulos

miércoles, 17 octubre 2018
Publicado por

Quincy Jones, el incansable

por: Juan Pablo Abalo

Quincy Jones es un hombre de 7 vidas. Tentado con los excesos pero con una salud de hierro (lo que explica que se haya salvado en varias ocasiones de dejar este mundo), este músico, productor y arreglista es incansable. Lo ha hecho prácticamente todo en materia musical y a sus 85 años, no parece detenerse. Una vastísima obra y un más vasto anecdotario se puede ver (y escuchar) en el recién estrenado Quincy (Netflix), un documental biográfico co-dirigido por Rashida Jones, una de las hijas de este músico fundamental. Semi huérfano desde los 7 años (una madre con problemas psiquiátricos simplemente se esfumó), sin referentes claros, discriminado por ser negro, Jones se crió entre las calles de un Chicago peligroso y pandillero y la casa de una abuela ex esclava. El compositor Erik Satie decía que el piano puede cambiar el destino de una persona más rápido de lo que lo puede hacer el amor. Este es el caso de Jones. El mismo cuenta que de niño, una noche cualquiera estaba escondido en una armería y se topó con un piano, lo tocó por breves segundo y se dijo “he encontrado mi vocación”. Solo podemos estar agradecidos de ese encuentro. Con los años aprendió varios instrumentos hasta concentrar las energías en la trompeta y la escritura. De ahí su amistad con Count Basie, Ray Charles y más tarde, Lionel Hampton. Su trabajo como arreglador no tiene precedente. Después de lo que hiso para el disco For Those in Love, junto a Dinah Washington, son incontables los créditos en los que aparece su nombre. Sus arreglos para Frank Sinatra son la quinta esencia de su sensibilidad en este plano musical. Con Sinatra estableció una amistad sólida (Sinatra lo admiraba y protegía). Ray Charles fue su amigo-hermano. El documental nos recuerda la aplanadora lista del trabajo de Jones. Arreglos y grabaciones con los mejores músicos del siglo XX: Louis Armstrong, Sarah Vaughan, Dizzy Gillespie, Ella Fitzgerald. entre muchos. Produjo a Michael Jackson y, con los discos Thriller, Off The Wall y Bad, alcanzó la sima del pop. “Tu música no puede ser ni mas ni menos de lo que eres como ser humano”, dice Jones entre viajes y partituras.

[Foto: observer.com]

Leer articulo completo